Resonancia Magnética

  • resonancia2

 

Es un examen imagenológico que utiliza imanes y ondas de radio potentes para crear imágenes detalladas de los órganos y las estructuras del cuerpo. Las resonancias magnéticas son un análisis seguro e indoloro. No se utiliza radiación (rayos X) y ésta es una de las diferencias que tiene con la tomografía axial computarizada.

Las imágenes por resonancia magnética (RM) solas se denominan cortes y se pueden almacenar en una computadora o imprimir en una película. Un examen produce docenas o algunas veces cientos de imágenes.

EQUIPO:

El equipo de resonancia magnética está conformado por un gran imán con forma de anillo que suele tener un túnel en el centro. Los pacientes se ubican en una camilla que se desliza hacia el interior del túnel. En algunos centros, las máquinas de resonancia son abiertas, es decir que tienen aberturas más grandes y son muy útiles para los pacientes que sufren de claustrofobia.

Durante el examen, las ondas de radio manipulan la posición magnética de los átomos del organismo, lo cual es detectado por una gran antena y es enviado a una computadora. La computadora realiza millones de cálculos que crean imágenes claras y en blanco y negro de cortes transversales del organismo. Estas imágenes se pueden convertir en fotos tridimensionales (3D) de la zona analizada. Esto ayuda a detectar problemas en el organismo.

Las máquinas de resonancia magnética se encuentran en hospitales y centros radiológicos. 

POR QUÉ SE REALIZA

Las resonancias magnéticas se utilizan para detectar una variedad de afecciones como los problemas cerebrales, de la médula espinal, el esqueleto, el tórax, los pulmones, el abdomen, la pelvis, las muñecas, las manos, los tobillos y los pies.

En algunos casos, proporciona imágenes claras de partes del cuerpo que no se pueden ver con tanta claridad con las radiografías, las tomografías computarizadas o las ecografías. Esto hace que sea una herramienta sumamente valiosa para diagnosticar problemas en los ojos, los oídos, el corazón y el sistema circulatorio. La capacidad de la resonancia magnética para resaltar los contrastes en los tejidos blandos hace que resulte muy útil para descifrar problemas en las articulaciones, los cartílagos, los ligamentos y los tendones.

La resonancia magnética también se puede utilizar para identificar infecciones y afecciones inflamatorias, o para descartar problemas como tumores.

ESTUDIOS:

  1. Resonancia magnética del abdomen: éste examen recrea imágenes del interior de la zona abdominal. Con frecuencia, se utiliza para clarificar hallazgos de radiografías o tomografías computarizadas previas.

Este examen se puede utilizar para examinar:

-Flujo sanguíneo en el abdomen.

-Vasos sanguíneos en el abdomen.

-La causa de hinchazón o dolor abdominal.

-La causa de resultados anormales en exámenes de sangre, como problemas renales o hepáticos.

-Ganglios linfáticos en el abdomen.

-Masas en el hígado, los riñones, las glándulas suprarrenales, el páncreas o el bazo.

Este tipo de resonancia magnética puede diferenciar tumores de tejidos normales. Esto puede ayudarle al médico a determinar la estadificación es decir conocer más acerca del tumor, como el tamaño, la gravedad y la propagación. Además evita los peligros de una angiografía, como demasiada exposición a la radiación y reacciones alérgicas al yodo.

 

  1. Resonancia magnética cervical: utiliza energía de imanes potentes para crear imágenes de la parte de la columna que pasa a través de la zona del cuello (columna cervical).

Las razones más comunes para realizar este examen son:

-Dolor intenso en el cuello o el brazo que no mejora después de tratamiento.

-Dolor en el cuello junto con debilidad, entumecimiento u otros síntomas.

Una resonancia magnética del cuello también se puede hacer para:

-Defectos congénitos de la columna vertebral.

-Infección que involucra la columna vertebral.

-Lesión o traumatismo en la columna vertebral.

-Esclerosis múltiple.

-Escoliosis grave.

-Tumor o cáncer en la columna vertebral.

-Artritis en la columna vertebral.

En la mayoría de los casos, la resonancia magnética cervical funciona mejor que la tomografía computarizada en el diagnóstico de estos problemas. También se puede hacer una resonancia magnética del cuello antes de una cirugía de la columna.

 

  1. Resonancia magnética del tórax: proporciona imágenes detalladas de los tejidos dentro del pecho (zona torácica).

La resonancia magnética del tórax se puede hacer para:

-Proporcionar una alternativa a la angiografía o evitar la exposición repetida a la radiación.

-Aclarar hallazgos de radiografías o tomografías computarizadas previas.

-Diagnosticar tumores anormales en el tórax.

-Evaluar el flujo sanguíneo.

-Mostrar ganglios linfáticos y vasos sanguíneos.

-Mostrar las estructuras torácicas desde varios ángulos.

-Ver si el cáncer del tórax se ha diseminado a otras partes del cuerpo y ayudar a guiar el tratamiento y control futuros.

-Detectar tumores.

 

  1. Resonancia magnética del cráneo: crea imágenes del cerebro y de los tejidos nerviosos circundantes.

Una resonancia magnética del cerebro puede usarse para diagnosticar y vigilar muchas enfermedades y trastornos que afectan dicho órgano, como:

-Anomalía congénita del cerebro.

-Sangrado en el cerebro (hemorragia subaracnoidea o intracraneal).

-Infección del cerebro.

-Tumores cerebrales.

-Trastornos hormonales (tales como acromegalia, galactorrea y síndrome de Cushing).

-Esclerosis múltiple.

-Accidente cerebrovascular.

También puede determinar la causa de:

-Debilidad muscular o entumecimiento y hormigueo.

-Cambios en el pensamiento o el comportamiento.

-Hipoacusia.

-Dolores de cabeza cuando algunos otros síntomas o signos están presentes.

-Dificultades para hablar.

-Problemas de visión.

-Demencia.

Además se puede hacer un tipo especial de resonancia magnética, llamada angiografía por resonancia magnética (ARM), para examinar los vasos sanguíneos en el cerebro.

 

  1. Resonancia magnética del corazón: crea imágenes del corazón y los vasos sanguíneos desde múltiples planos. Éste examen se puede realizar como parte de una resonancia magnética del tórax.

La resonancia magnética del corazón se emplea cuando se necesita más información después de que a usted le han hecho una ecocardiografía o una tomografía computarizada del corazón, ya que éste tipo de examen es más precisa para determinadas enfermedades.

La resonancia magnética del corazón se puede utilizar para evaluar o diagnosticar:

-Daño al miocardio después de un ataque al corazón.

-Anomalías congénitas del corazón.

-Tumores y masas en el corazón.

-Debilitamiento u otros problemas con el miocardio.

-Síntomas de insuficiencia cardíaca.

  1. Resonancia magnética lumbar: crea imágenes de la parte baja de la espalda (columna lumbar). Incluye la resonancia magnética cervical.

La resonancia magnética de la región lumbar se necesita realizar si usted presenta:

-Lumbago que no mejora después del tratamiento.

-Debilidad, entumecimiento u otros síntomas en la pierna que no mejoran o que empeoran.

-Dolor de espalda y fiebre.

-Defectos congénitos de la columna lumbar.

-Lesión o trauma a la columna lumbar.

-Lumbago y antecedentes o signos de cáncer.

-Esclerosis múltiple.

-Problemas para controlar o vaciar la vejiga.

-Hernia de disco.

  1. Resonancia magnética pélvica: crea imágenes de la zona entre los huesos de la cadera (zona pélvica). Las estructuras dentro y cerca de la pelvis incluyen la vejiga, la próstata y otros órganos reproductores masculinos, los órganos reproductores femeninos, los ganglios linfáticos y los huesos de la pelvis.

En el caso de pacientes mujeres, éste examen puede hacerse si una mujer tiene cualquiera de los siguientes signos o síntomas:

-Sangrado vaginal anormal.

-Una masa en la pelvis (se siente durante un examen pélvico o se observa en otro examen imagenológico).

-Miomas.

-Una masa pélvica que ocurre durante el embarazo.

-Endometriosis (normalmente sólo se hace después de ecografía).

-Dolor en la parte baja del vientre (abdominal).

-Infertilidad inexplicable (normalmente sólo se hace después de ecografía).

-Dolor inexplicable en la pelvis (normalmente sólo se hace después de ecografía).

En el caso de pacientes hombres, éste examen puede hacerse si un hombre presenta cualquiera de los siguientes signos o síntomas:

-Protuberancias o hinchazón en los testículos o el escroto.

-Criptorquidia (no se puede ver usando una ecografía).

-Dolor abdominal bajo o dolor en la pelvis inexplicable.

-Problemas de la micción inexplicables, entre ellos dificultad para empezar o detener la micción.

Una resonancia magnética de la pelvis también puede hacerse en hombres y mujeres que tengan:

-Hallazgos anormales en una radiografía de la pelvis.

-Defectos congénitos de las caderas.

-Lesión o traumatismo en la zona de la cadera.

-Dolor de cadera inexplicable.

Éste tipo de exámenes puede también realizarse a menudo para ver si ciertos cánceres se han propagado a otras zonas del cuerpo, ayudando a guiar el futuro tratamiento.

Una resonancia magnética de la pelvis puede usarse para ayudar a estadificar los cánceres cervical, uterino, vesical, rectal, prostático y testicular.

PREPARACIÓN:

Debido a que el equipo para la resonancia magnética contiene imanes potentes, no se permiten objetos de metal dentro de la sala donde está el escáner. Con frecuencia los objetos metálicos producen manchas brillantes o blancas en la película. Artículos como: anteojos, joyas, relojes, cinturones o tarjetas de crédito, dispositivos electrónicos, entre otros pueden dañarse, salir volando y/o distorsionar las imágenes.

Antes del examen es necesario informar a su médico si usted tiene:

-Válvulas cardíacas artificiales.

-Clips para aneurisma cerebral.

-Desfibrilador o marcapasos cardíaco.

-Implantes en el oído interno (cocleares).

-Nefropatía o diálisis (posiblemente no pueda recibir el medio de contraste).

-Articulaciones artificiales recientemente puestas.

Stents (endoprótesis) vasculares.

-Si ha trabajado con láminas de metal en el pasado (puede necesitar exámenes para verificar si tiene partículas de metal en los ojos).

-Los aparatos y las emplomaduras dentales no interfieren con la resonancia. En el caso de las prótesis dentales removibles se deben retirar justo antes del examen.

Para que los resultados sean de la mayor calidad posible, el paciente debe quedarse totalmente quieto durante el examen. Esta es la razón por la cual pueda que se utilicen sedantes durante la resonancia magnética, siendo muy común en los bebés y niños pequeños. La sedación también es muy útil en caso de pacientes con claustrofobia.

También el paciente no deberá comer ni beber nada durante un período de 4 a 6 horas antes del examen, además será necesario notificar si se sufre de cualquier enfermedad, alergia, reacciones previas a fármacos o de un embarazo.

RIESGOS

Las resonancias magnéticas son seguras y sencillas. El campo magnético o las ondas de radio no revisten riesgos para la salud, ya que las ondas de radio de baja energía no utilizan radiación. El procedimiento se puede repetir sin efectos colaterales.

Si hay algún problema con los sedantes, el personal encargado de realizar la resonancia está preparado para ofrecer tratamiento inmediatamente. Las reacciones alérgicas a la solución de contraste son muy inusuales, pero los técnicos y el resto del personal están preparados para manejar estos casos.

Nuestros Servicios

Somos pioneros en exámenes médicos Tenemos todo lo necesario.

.

resonancia2

Resonancia Magnética

  Es un examen imagenológico que utiliza imanes y ondas de radio...

Read More
5

Densitometría Ósea

El examen de densidad ósea, también llamada absorciometría de rayos...

Read More
b46ad18c410cc4ea33cd2e29bcccd9ca

Radiología Digital

Se puede considerar a la radiología digital como el mayor avance tecn...

Read More
Radiodentist checking x-ray with assistant and patient having conversation in the background

Radiología Dental Digital

En la Clínica Santa Cecilia disponemos actualmente del sistema de ...

Read More
ultrasonido-image

Ecosonografia – Ultrasonido

¿En qué consiste un ultrasonido? Un ultrasonido prenatal (también l...

Read More
112

Laboratorio Clínico

Para su tranquilidad y confianza, el Laboratorio atiende las 24 horas ...

Read More

Es más sencillo obtener lo que se desea con una sonrisa que con la punta de la espada
(William Shakespeare).